FAKALI, VOZ DEL TERCER SECTOR EN LA LUCHA CONTRA LOS DELITOS DE ODIO: PARTICIPACIÓN CLAVE EN LA ÚLTIMA COMISIÓN DEL MINISTERIO DEL INTERIOR

Como voz autorizada en la materia, y con la legitimidad que le otorga su lucha contra los delitos de odio en clave gitana desde hace más de dos décadas, FAKALI intervino el pasado 31 de enero de 2024 como entidad representante del Tercer Sector en la tercera reunión de la Comisión de Seguimiento del II Plan de Acción de Delitos de lucha contra los Delitos de Odio 2022-2024 del Ministerio del Interior.

A tenor de los últimos indicadores, correspondientes al segundo semestre de 2023, creemos fundamental seguir enfocando los esfuerzos en combatir la infradenuncia mediante la sensibilización, la concienciación y, sobre todo, el conocimiento de las herramientas legales existentes con vistas a su puesta a disposición de las víctimas de estos delitos para se sientan protegidas y respaldadas por las instituciones.

Resulta esencial entonces dotar a la administración de Justicia de los medios necesarios no sólo para que el trabajo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado se vea refrendado y apoyado, sino también para que esas víctimas, principalmente, vean respuestas reales, eficaces y contundentes ante sus denuncias.


FAKALI, en este sentido, no ha cejado en su empeño (ni lo hará) de denunciar aquellas iniciativas que considera constitutivas de un delito de odio, como los recientes “bulos racistas y antigitanos” en el triste caso del joven cordobés Álvaro Prieto ya investigados por la Fiscalía de Sevilla, al amparo de la reforma del Código Penal aprobada en el año 2022, en la que se incluye el antigitanismo como forma de discriminación y también como agravante a la hora de cometer ilícitos penales, gracias a la Ley de Igualdad de Trato y No Discriminación.

Queda mucho trabajo por delante frente a la sinrazón. Si bien este Plan de Acción convierte a España en referente de buenas prácticas en la lucha contra los delitos de odio, en un ejercicio de compromiso de quienes estamos dispuestos a combatir una lacra que afecta al corazón mismo de la democracia.

comparte esta entrada

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp